6 alimentos beneficiosos para la salud del cerebro

Consejos de higiene alimentaria

La alimentación es una parte importante cuando se quiere bajar de peso, pero también es un factor fundamental para la salud. Por ese motivo, sin importar que se estén optando por dietas proteicas o cualquier otro tipo de plan de alimentación, hay que saber seleccionar los alimentos.

Alimentos beneficiosos para la salud del cerebro


No existe ninguna duda que el cerebro es el órgano más valioso e importante, pues su tarea es la de ser el director del organismo. En ese orden de ideas, aunque el objetivo principal consiste en bajar de peso, si no hay un buen cuidado de este órgano, no todo va a salir como se desea.

Alimentos recomendados para la salud del cerebro


Arándanos – Los frutos morados y rojos son siempre una excelente fuente de polifenoles. Esta es una sustancia que con su efecto permite combatir el estrés oxidativa, en otras palabras, es una excelente opción para retrasar enfermedades degenerativas como el Alzheimer. Asimismo, la vitamina C de las bayas va a disminuir los lípidos y consigue optimizar el funcionamiento de las neuronas.

Brócoli – Es la mejor opción cuando se busca vitamina K, al igual que las coles de Bruselas o las verduras de hoja verde en general. Es una buena opción e incluso indispensable para la coagulación de la sangre. También se sugiere para las personas en tratamientos contra el Alzheimer.

Pescado azul – La caballa, el salmón o las sardinas son reconocidos como alimentos con un aporte importante de ácidos grasos Omega 3, los cuales son fundamentales para las funciones neuronales. Asimismo, son un tipo de nutriente muy eficaz para que se retrase la prevención del deterioro cognitivo leve.

Yema de huevo – Es un alimento que su composición tiene colina, una clase de nutriente que hace parte de las vitaminas B, que actúa como un elemento que fortalece la conexión nerviosa de las neuronas. También se puede encontrar este compuesto en el pollo, cacahuetes, carne roja, bacalao, leche, ajo, coles de Bruselas, entre otras alternativas.

Avena – Es un alimento que nunca puede faltar en la lista de compra. Se sugiere que su consumo sea durante el desayuno. Con su acción se controla el nivel del colesterol y azúcar, dos asuntos fundamentales para la salud del cerebro.

Chocolate negro – El cacao se caracteriza por su contenido alto en flavonoides, que es un compuesto de origen natural con un efecto antioxidante y neuroprotector que mejore el rendimiento cognitivo además de disminuir el riesgo de demencia.

5 trucos para empezar el día con energía y bajar de peso

Moderar consumo de azúcar

Con frecuencia, las personas interesadas en bajar de peso, sólo se concentran en considerar alternativas para su alimentación como las dietas proteicas, dietas centradas en frutas u otro tipo de alimentos. Por supuesto, lo anterior es positivo, pero también hay otros aspectos en los que hay que fijarse.

Por ese motivo, en este caso compartimos trucos para empezar el día con energía, y así contar con toda la disposición del caso para mantener buenos hábitos, cumplir con un plan de alimentación de calidad, entre otros.

Trucos para empezar el día con energía y bajar de peso


Atención y percepción – Cada mañana, hay que dedicar unos cuantos minutos en la cama para despertar. Este es un período de tiempo breve, en el cual se inspira y expira profundamente por cinco ocasiones y con los ojos cerrados. Intenté hacer un repaso mental de todo el cuerpo empezando por los pies para sentir cada parte de su organismo.

Estiramientos – Después de ser un poco más conscientes del cuerpo que tenemos, se sugiere continuar con unos estiramientos. Esta es una manera amable y beneficiosa de tratar el cuerpo. Siéntese en el borde de la cama para estirar sus brazos, siga con sus piernas y la espalda. Es una muy buena idea para estimular la circulación o para activar los músculos. Póngase de pie para alcanzar la punta de los dedos de los pies, continúe con una rotaciones suaves y cuello.

Hidratación – Para empezar con mucha energía el día, un autocuidado es la hidratación. Son muchas horas las que han pasado sin ingerir un alimento o bebidas tras dormir. Lo ideal es que sea agua tibia para que no exista un choque de temperatura es muy fuerte. Incluso, hay quienes ponen unas cuantas gotas de limón en el agua para que se favorezca el funcionamiento del metabolismo.

Ducha revitalizante – Una buena ducha para empezar el día es siempre una gran idea. Que sea sólo de cinco minutos y en verdad se va a poder convertir en uno de los momentos más agradable de la jornada. Asimismo, con una ducha a baja temperatura se va a eliminar el tejido graso y las células muertas se van a remover.

Desayuno – Es una gran prioridad y por eso se conoce como la comida más importante del día. Son muchos los estudios en los que se señalan que el desayuno es fundamental y determinante para que se mantenga el peso adecuado, se puedan prevenir distintos problemas de salud y en general todo marche en orden.

Beneficios de salir a caminar con frecuencia

En una dieta saludable siempre va a ser necesario que la persona también incorporen hábitos saludables a su vida cotidiana. Por su puesto, la alimentación es un paso fundamental, pero si no se acompaña con ejercicio y decisiones inteligentes para la salud, los resultados no van a corresponder con lo que se desea.

Razones para salir a caminar con frecuencia




Cuando se quiere mantener un estilo de vida activo no sólo gimnasio es una solución. En realidad, salir a caminar todos los días es beneficioso y vale la pena darle una oportunidad. Está claro que los resultados o cambios que va a promover en el cuerpo no son los mismos que se pueden dar con otras actividades, pero para quien no está tan acostumbrado a la actividad física, es una interesante alternativa.

Beneficios de salir a caminar con frecuencia: Grasa corporal




Es una actividad que se recomienda para quemar grasa corporal y esto se explica porque permite mantener una frecuencia cardiaca alrededor de 65% de la frecuencia máxima. En otras palabras, al caminar se garantiza la utilización de la grasa corporal como un combustible principal. Finalmente, a diferencia de una actividad cardiovascular, la masa muscular se va a preservar.

Beneficios de salir a caminar con frecuencia: Liberación de serotonina


Como neurotransmisor, la serotonina es clave para la regulación de la conducta, emociones, estado de ánimo, al igual que ciertas funciones fisiológicas. Cuando hay un déficit se pueden presentar incluso trastornos mentales como la depresión.

Con la exposición a la luz del sol, al igual que la actividad física, se logra incrementar la producción de serotonina, lo cual implica una mejoría en el estado de ánimo, menores riesgos depresión o de deterioro cognitivo. Todo lo anterior es clave para el control del peso y cumplir con un plan de alimentación.

Beneficios de salir a caminar con frecuencia: Disminuir colesterol y triglicéridos




Con este tipo de actividad se va a reducir el nivel de triglicéridos y colesterol, incrementando la proporción de proteína HDL respecto a la LDL. Igualmente, por su efecto ante la pérdida de peso, va a mejorar la acción de distintos fármacos que buscan reducir el exceso de colesterol.

Beneficios de salir a caminar con frecuencia: Facilitar la adherencia a la actividad física


Para caminar no hay que pagar, no implica una condición física que sea en extremo buena, se puede realizar en todos los lugares y no hay un horario estipulado. En otras palabras, las condiciones son las ideales para forjar un compromiso con actividad física.

3 métodos para bajar de peso y cuidar de la familia

Al consultar por dietas para perder peso se suele sugerir a las personas a cargo de la alimentación y nutrición familiar, que no sólo se concentren en modificar sus hábitos alimenticios, sino que con su ayuda se pueden obtener este tipo de cambios en el entorno familiar.

Cuidar del peso corporal y de la familia


Bajar de proceso casi siempre es un proceso lento, en particular si el metabolismo se ralentiza. Ahora bien, más allá de lo anterior, una de las recomendaciones de los expertos, es que al bajar de peso con una dieta, también existe un esfuerzo por modificar los hábitos familiares para ayudar a los otros integrantes.

Cambiar el concepto de dieta


En principio, hay que considerar que una buena alimentación no es sinónimo de restricciones o pasar hambre. En realidad, la búsqueda debe consistir en la adquisición de hábitos que sean saludables y apropiados para el mantenimiento del cuerpo.

En ese sentido, una dieta no se debe comprender como una clase de alimentación que se realiza por unos pocos días. Para que usted no falle en el intento por cuidar de su peso y salud, es importante que la perciba como un hábito irreemplazable y que hace parte de su estilo de vida.

Desayuno balanceado y completo


Uno de los grandes errores e inconvenientes al momento de cuidar el peso corporal, se puede resumir en no desayunar. Son muchas las personas que piensan que saltarse el desayuno implica ahorrar calorías, pero la realidad nos dice que esto ocasiona un efecto contraproducente para el metabolismo.

En términos generales, las personas que no tienen un desayuno de calidad, presentan más ansiedad durante el día. Igualmente, el cuerpo va a gastar más energía de reserva, por ende, se afecta la masa muscular. Con un desayuno completo y balanceado, se pueden evitar esta clase de situaciones.

Tenga presente incluir fuentes de grasas saludables, hidratos de carbono y proteínas. El total de calorías corresponde el 25% de las necesidades del cuerpo.

Controlar las porciones


Es determinante vigilar las porciones de comida para que se pueda alejar del sobrepeso. Aunque los alimentos saludables aportan muchos nutrientes, tampoco se trata de excederse con la cantidad.

En lugar de hacer tres comidas que sean abundantes, la recomendación es dividir las porciones entre cinco o seis platos todos los días. A su vez, al momento de servir, la mitad tendría que ser vegetales, ensaladas, mientras la mitad restante la puede dividir para cereales y carnes magras.