3 trucos para reducir el colesterol en el desayuno

Disminuir celulitis en la piel

El desayuno es considerado como la comida más importante del día, en ese sentido, sin importar que se trate de una dieta rápida y efectiva o de cualquier otro tipo de plan de alimentación, siempre es necesario que se preste mucha atención a cada una de sus características.

Bebida depurativa

Reducir el colesterol en el desayuno

Teniendo en cuenta lo anterior y que en muchos casos suelen incrementar los niveles de colesterol en el desayuno, en este caso nos concentramos en compartir una serie de recomendaciones muy básicas para disminuir el colesterol el desayuno, y así permitir que el plan de alimentación sea mucho más equilibrado en este aspecto.

Avena para reducir el colesterol – Son muchas las investigaciones y observaciones que han confirmado lo anterior en distintas situaciones y con diferentes tipos de cuerpos. Asimismo, siempre se suele mencionar que la avena es uno de los alimentos más potentes para la reducción del colesterol LDL, comúnmente descrito como colesterol malo. La sugerencia en este caso es tan sencilla como combinar un plato de avena con una pieza de fruta, nueces y un plátano.

Disimular estrías

Aguacates para una dieta sana y saludable – Es una recomendación que en algunos casos suelen sorprender a las personas, ya que en ocasiones se menciona que se debe evitar el consumo de aguacate pues su contenido en colesterol es elevado. Ahora bien, la realidad nos dice que el aguacate es muy saludable para un plan de alimentación cualquier, lo que significa que es una fuente muy potente en nutrientes, ácidos grasos monoinsaturados y más. Prepare su desayuno con una tostada de pan integral y una rodaja de aguacate con tomate.

Limón y ajo para reducir el colesterol – Hay que ser mucho más exactos con esta propuesta, ya que en realidad se trata de una cura en la que se utilizan estos ingredientes como los elementos principales. De acuerdo con varios investigaciones y observaciones, se ha identificado que esta es una combinación muy adecuada para la salud, pues actúa como un antibiótico de origen natural, depurativo, diurético, antibacteriano y antiséptico. Sólo se necesita de un diente de ajo, el jugo de un limón y un vaso con agua. Sólo se debe calentar el vaso con agua para añadir el jugo de limón. Debe comer con anterioridad el diente de ajo y acto seguido consuma de una manera lenta el vaso de agua tibia con limón. Lo puede hacer entre dos a tres veces a la semana.

4 estrategias básicas para reducir la cantidad de calorías en los platos

Técnicas de descanso

Bien sea que se cumpla con dietas de batidos u otro tipo de programas de alimentación para el control del peso, siempre es importante tener en cuenta que para lograr los resultados deseados, la alimentación es la clave para adelgazar.

En este caso, nos concentramos en compartir una serie de recomendaciones para disminuir la cantidad de calorías en los platos, y de esa manera lograr un impacto en el proceso que se mantenga para controlar el peso que en verdad sea efectivo.

Más verduras y frutas frescas para disminuir las calorías

La recomendación en este caso es tan sencilla como hacer todo lo posible por ir reemplazando esos alimentos que hacen parte de la alimentación cotidiana que no son tan beneficiosas para el cuerpo, por frutas y verduras frescas.

Consejos de higiene alimentaria

Si se quiere, se puede plantear que es una idea para engañar al cerebro. Además de lo anterior, al distribuirlas en un plato, se va a ver una comida muy voluminosos y colorida, lo que la hace más atractiva para cerebro, con la ventaja de su aporte en minerales, fibra, vitaminas, entre otros.

Evitar los alimentos precocidos y congelados

Para reducir la cantidad de calorías en la alimentación cotidiana es necesario tomar muy en cuenta este consejo. Lo cierto es que muchas personas le suelen dar prioridad a este tipo de opciones para comer, debido a su practicidad y rapidez.

Disminuir celulitis en la piel

Ahora bien, hay que considerar que estos productos son industrializados y desde el primer momento en que sean los seleccione, hay que recordar que son una fuente de grasas malas, azúcares y sodio que además de impactar de manera negativa la salud, se van a convertir en un exceso de calorías para el organismo.

Nada de frituras para reducir las calorías en la dieta

Evitar frituras

Es casi una movida mencionarlo en la actualidad, pero en ocasiones se tiende a olvidar este asunto. Igualmente, hay que agregar que en el momento en que se fríen los alimentos, los mismos van a perder propiedades, minerales y vitaminas, con la desventaja de sumar calorías al usar grasas para su cocción.

Cuidar los aceites que se usan para la alimentación habitual

Una excelente decisión son los aceites crudos y puros como el aceite de oliva. De todos modos, cuando se los usa para cocción se vuelven dañinos, motivo por el que lo ideal es que sólo se utilicen para condimentar platos y ensaladas.

En cualquier caso, todo elemento graso debe ser consumido con moderación, sin importar lo natural que sea.

¿Qué y cómo es una dieta saludable sin gluten?

Consejos para prevenir alimentación alimentaria

Más allá que se busquen dietas para perder peso o no, las dietas libres de gluten son cada vez más comunes y conocidas entre las personas. En ese sentido, vale la pena plantearse cómo es una dieta saludable sin gluten o por lo menos conocer sus elementos más básicos.

¿Qué se debe saber sobre una dieta saludable sin gluten?

El aspecto más importante, sin importar el tipo de dieta, es el respeto por los siguientes principios básicos de alimentación:

Bebida depurativa
  • Cantidad – Hay que cubrir las necesidades de energía.
  • Calidad – Debe ser completo y proporciona nutrientes adecuados.
  • Armonía – Una relación entre los tipos de alimento que sea proporcional a la necesidad.
  • Selección adecuada – Hay que elegir los alimentos adecuadamente y el modo en que se preparan.

¿Qué alimentos hay que incluir en una dieta sin gluten?

La respuesta es muy sencilla, evitar o excluir los alimentos que contienen trigo, cebada, centeno y en algunos casos avena. Un dato importante al respecto, es que siempre se debe hacer una revisión exhaustiva en el listado de ingredientes de los alimentos antes de adquirirlos. Puede ser posible que muchos lo ignoran, pero hay alimentos que, aunque en principio parecen que no contienen gluten, quizá si lo utilizan como un elemento extra para su fabricación.

Dieta saludable

Puede suceder en ocasiones que en ciertos productos de charcutería o cárnicos procesados lo anterior ocurra. En otras palabras, un alimento procesado puede llegar a contener gluten.

Alimentos saludables y sin gluten

A grandes rasgos, la recomendación es que se opte por productos como:

  • Todo tipo y clase de verduras o frutas, ya que siempre son una excelente opción.
  • Cereales a base de maíz, harina de maíz, pasta libre de gluten.
  • Pollo, ternera, conejo, pescado y mariscos.
  • Lácteos y quesos.
  • Las grasas saludables como el aguacate, frutos secos y aceite de oliva.
Consejos de higiene alimentaria

Tal y como se comprende en los anteriores párrafos, se puede mantener una alimentación muy variada y saludable cuando se toma la decisión de comer sin gluten. En la actualidad, son cada vez más las alternativas que existen en el mercado para comer rico y sin gluten.

Finalmente, cuando se come por fuera de casa, la invitación es a ser una persona mucho más precavida, por lo tanto, es necesario informarse muy bien en el sitio donde se quiere comer que no se quiere ingerir alimentos con gluten. De esta forma se va a evitar cualquier tipo de riesgo.

Tres consejos básicos para comer menos sin pasar hambre

Consejos de alimentación

En una dieta online personalizada siempre se va a hacer énfasis en pequeños trucos para comer menos sin pasar hambre, recordando a su vez, que no sólo se trata de las cantidades, sino de aprender a seleccionar los alimentos que hacen parte de la alimentación regular.

Disminuir celulitis en la piel

En ese orden de ideas, compartimos una serie de trucos para controlar esas tentaciones por comer más y al tiempo, ayudas para disminuir la cantidad de lo que se come sin pasar hambre.

Si no se ve, no se come

La idea en este caso es muy sencilla y su aplicación no tendría que ser ningún inconveniente en la vida cotidiana. Es fácil comprender que es un consejo de lo más básico, pero la estrategia suele funcionar en la mayoría de los casos, ya que cuando algo se encuentra por fuera de la vista, también se mantiene fuera de la boca.

Consejos de alimentación

Las observaciones a su vez han concluido que una persona cuando tiene en todo momento a su disposición alimentos para picar, en la mayoría de los casos va a pesar alrededor de 1 kg y medio más en comparación con las personas que no tienen estos alimentos a la vista.

Tamaño de los platos y cubiertos

La vajilla también puede ser un truco para comer menos sin pasar hambre. En este caso, la variable más significativa corresponde con el tamaño, ya que, dependiendo de sus características, las raciones que se comen en el día a día se pueden ver alteradas.

Tan sólo vale la pena pensar que un plato de gran tamaño puede ser una tentación más que suficiente para querer comer en exceso, al igual que los cubiertos de gran tamaño puede significar que se lleven bocados gigantescos a la boca.

En ese orden de ideas, la sugerencia es “engañar” al cerebro con platos y cubiertos de menor tamaño, pues así las raciones van a ser más pequeñas y los bocados van a ser de menor tamaño.

Comer con gente que come igual

Si se debe comer por fuera de casa, las condiciones son aún más complejas para controlar las cantidades o la propia calidad de los alimentos. Por una situación como la anterior se puede generar algo de ansiedad y mal humor, lo que significa que en la dieta adecuada no se va a cumplir.

Técnicas de descanso

Para que lo anterior se evite y se consiga comer en menores cantidades sin pasar hambre, la recomendación es estar cerca de los comensales adecuados.

Hábitos básicos para una buena higiene alimentaria

Consejos de higiene alimentaria

Los batidos de dieta son una de las primeras estrategias para bajar de peso que se suelen considerar en la actualidad. Al tiempo, el concepto de higiene alimentaria se está haciendo cada vez más popular entre quienes están interesados en profundizar en estos temas de nutrición, alimentación o adelgazar.

Disimular estrías

Sobre lo anterior, hay que mencionar que la higiene alimentaria es necesaria cuando se quiere prevenir el deterioro de los alimentos con ciertas intoxicaciones. Al cuidar la manipulación de los productos y vigilar su conservación, se logra garantizar que no se pierda el sabor de los alimentos y también se previene el crecimiento de microorganismos patógenos.

¿Cómo tener una buena higiene alimentaria?: Hábitos

Limpieza – Se debe empezar por prestar mucha atención a la limpieza de los utensilios y productos que se quieren usar al manipular los alimentos. Hay que lavarse las manos antes de entrar en contacto con ellos, por ejemplo. Siempre es preferible lavar con agua caliente si se quieren eliminar los restos de comida o bacterias.

Cocinado – Con las altas temperaturas se mejore sabor de las preparaciones, al tiempo que se van a eliminar organismos patógenos o bacterias. En otras palabras, con este procedimiento se puede cumplir casi a la perfección la función de conservación de los alimentos. De todas maneras, se debe ser cuidadoso ante el recalentamiento de los alimentos.

Conservación en frío – Uno de los aspectos críticos para la higiene alimentaria es el cómo se conserva los alimentos. Siempre hay que hacerlo a una temperatura baja si son alimentos perecederos o con un alto riesgo microbiológico. Por ejemplo, el congelador facilita que se eliminen determinados organismos patógenos.

Cuidado con las salsas – Por lo general, esta clase de productos van a presentar un sinfín de problemas a nivel de higiene alimentaria. Hay que considerar que, por sus propias características, las salsas sufren de un proceso bastante delicado el cual no siempre es realizado de manera correcta. Por ejemplo, una salsa nunca se puede mantener a temperatura ambiente, menos cuando tiene ingredientes como tomate o huevo. Es aconsejable que se mantengan en el frigorífico a baja temperatura.

No mezclar alimentos – Para promover una buena conservación de los alimentos, hay que mantenerlos separados entre crudos y cocinados. En caso contrario, las bacterias van a tener las mejores condiciones para migrar y contaminar otras preparaciones culinarias que se encuentran alrededor, lo cual por supuesto va a ocasionar diferentes problemas.

El mito del azúcar y la necesidad del cuerpo por consumirlo

Disminuir celulitis en la piel

En torno a los mitos en el campo de la nutrición, es mucha la información que se puede encontrar, al igual que ocurre en el sector de bajar de peso. Por tanto, no es ninguna sorpresa que también se pueda hablar de mitos sobre el consumo de azúcar, resaltando que el azúcar blanco tiene una gran presencia en la dieta moderna.

Consumo de azúcar para la salud

En ese sentido, hay que pensar que este tipo de azúcar está presente en el azúcar de mesa que es utilizado para endulzar alimentos, al igual que en un sinfín de alimentos procesados, incluso aquellos que pueden ser insospechados para la mayoría de las personas.

El cuerpo necesita azúcar: El mito más extendido

Se puede decir con casi toda seguridad, que plantear una necesidad del organismo respecto a la ingesta de azúcar, es uno de los mitos por excelencia sobre este compuesto. Sobre lo anterior, hay que mencionar que es verdad que el cuerpo necesita de glucosa para su funcionamiento.

De todos modos, se debe aclarar que la glucosa es un combustible principal para las células y con ella se obtiene la energía que se requiere. Lo mismo ocurre para el cerebro, que en términos generales es el órgano que más demandan glucosa.

Consumo de azúcar para la salud

El problema sucede cuando se confunde la glucosa con azúcar. Sobre el sustrato energético que las células requieren para su funcionamiento, es glucosa y no azúcar. La glucosa, aunque no muchas personas lo saben, hace parte de muchos alimentos que se consumen con regularidad: legumbres, frutos, o Hércules, etcétera.

Asimismo, el cuerpo está en condiciones para obtener glucosa cuando la misma no se aporta con alimentos. En ese sentido, es posible que se acuda a las reservas de glucosa que son almacenadas en forma de glucógeno en los músculos o hígado, al tiempo que se pueden convertir otros nutrientes en glucosa. En conclusión, el azúcar no se puede describir como un alimento necesario o imprescindible.

El azúcar y la alimentación actual

Es tal la importancia de discutir sobre el consumo de azúcar en la actualidad, que para el sector de la nutrición este es un asunto sumamente relevante. Al hablar de alimentación saludable y en particular con las condiciones del mercado actual, hay que ser muy cuidadosos con lo que se consume.

En ese sentido, es clave ir identificando estos mitos sobre el consumo de azúcar, mejorar la alimentación que se esté llevando hasta la fecha y saber elegir con más inteligencia los alimentos.

Consejos para mejorar la alimentación de una persona diabética

Moderar consumo de azúcar

Los batidos de dieta son de las opciones más populares en la actualidad en las dietas para adelgazar, pero hay que mencionar que son una alternativa muy interesante incluso para mejorar la alimentación si una persona es diabética.

¿Cómo mejorar la alimentación de una persona diabética?

Para evitar complicaciones posibles, la dieta se debe ajustar. Esto aplica tanto en un sentido de prevención como de actuación tras un diagnóstico. En ese sentido, hay que seleccionar siempre los alimentos con un valor nutricional alto y que sea de calidad.

Consejos para prevenir alimentación alimentaria

Así mismo, para que se mantenga la glucosa bajo control, lo ideal es que se consuman pequeñas porciones. Lo anterior no sugiere que debe existir una organización para las comidas con horarios de ingesta claros. Busque un nutricionista para elegir los alimentos que sean saludables y que en verdad cubra las necesidades nutricionales del organismo.

Consejos generales en una dieta para diabéticos

Moderar azúcares – El control de la moderación en el consumo de alimentos que se puedan transformar en azúcares es la parte fundamental. En realidad, los dulces no son los únicos que se encargan de disparar la glucosa, también hay que incluir aquí los carbohidratos simples.

Moderar consumo de azúcar

Proteínas – Los alimentos que sean ricos en proteínas no van a incrementar el nivel de glucosa en la sangre por lo general. Su consumo diario está recomendado, aunque cuidando que las porciones sean las adecuadas para cada persona.

Carbohidratos de absorción lenta – Los carbohidratos complejos van a ser absorbidos por el cuerpo de una manera lenta, por ende, para que se eleve el nivel de glucosa se necesita de más tiempo, lo que en conclusión evita los picos que son tan peligrosos para los diabéticos.

Las grasas – Hay que cuidar lo suficiente la ingesta de grasas, aunque hasta la fecha no existe información concluyente sobre este asunto.

Moderar consumo de azúcar

Evitar los zumos – Siempre va a ser mejor que se consuma una pieza de fruta antes de beber un zumo. Un ejemplo de lo anterior, es que una pieza de naranja y un zumo de naranja se hacen con la misma pieza de fruta, tienen la misma cantidad de azúcar, pero el azúcar que proviene del zumo va a ser absorbido de un modo más rápida.

Frutos secos – Con el consumo regular de pistachos, almendras y nueces se ha demostrado que el cuerpo va a disminuir su riesgo de sufrir enfermedades cardiovasculares, en particular para los adultos con diabetes de tipo 2.