Técnicas de descanso

¿Por qué las tripas suenan?

Al diseñar las dietas personalizadas pensadas para controlar el peso, es muy importante que las personas también se informen y aprendan sobre el funcionamiento del cuerpo humano, asuntos de nutrición, entre otros. Por tal motivo, tener claridad sobre asuntos como por qué suenan las tripas, es algo que también es necesario.

Los ruidos de las tripas

Los ruidos que son producidos por las tripas del ser humano se denominan borborigmos. Estos sonidos ocurren como consecuencia del movimiento de los líquidos y gases en el aparato digestivo, por tanto, son absolutamente normales.

COnsejode alimentación

Sin embargo, pese a ser algo absolutamente común, en ocasiones los ruidos de las tripas también van a estar acompañados por otro tipo de síntomas como el caso de flatulencias o dolor. En estos casos, quizá se trate de algo patológico.

Suenan las tripas sólo por hambre

Aunque parezca un tema de poca relevancia, se trata de un asunto controvertido. La creencia popular indica que las tripas suenan cuando se tiene hambre, pero hay científicos que afirman que esto no es necesariamente correcto en todos los casos.

En otras palabras, el hambre que puede acompañar el ruido de tripas, lo cual sucede porque al tener hambre o pensar en comida, el cuerpo pone en marcha distintos mecanismos con los que se prepara el organismo para la ingesta de alimentos y hacer la digestión.

Disminuir celulitis en la piel

Ahora bien, también hay que resaltar que el motivo por el que el ruido es más intenso al tener hambre, se explica porque el cuerpo está vacío, es decir, el equipo incluye en este tipo de situaciones en el cuerpo.

Situaciones ajenas al hambre en las que suenan las tripas

Un ejemplo común para la mayoría de las personas, ocurre cuando existe algún tipo de inconveniente con la digestión y así las tripas van a crujir con intensidad. Igualmente, las infecciones o una digestión pesada también son otro tipo de explicaciones a considerar.

Lo más importante estos casos, es que, si los sonidos sobre los que se habla están acompañados por náuseas, dolor, diarreas o similares, siempre hay que consultar a un médico. Esto se puede tratar de algún tipo de infección o intolerancia.

Tampoco hay que pasar por alto que durante la digestión el movimiento de los órganos digestivos se incrementa, razón por la que el ruido que hacen las tripas también puede aumentar. Eso sí, es otra condición fisiológica frecuente.

Deja un comentario