Recomendaciones para cuidar la salud visual en el teletrabajo

Salud Visual

El teletrabajo y la salud visual son dos conceptos que se encuentran estrechamente relacionados. En estas épocas de cuarentena, el trabajo desde las casas a alcanzado picos que no se habían visto antes. En ese sentido, además de pensar en dietas proteicas, planes de alimentación, entre otros asuntos, también vale la pena hacer un repaso sobre consejos para la salud visual.

Teletrabajo: Recomendaciones para el cuidado de la salud visual

Parpadear – Al estar mucho tiempo frente a las pantallas, es de esperar que los ojos realicen una menor cantidad de pasajeros. Las estimaciones indican que los ojos parpadean 25 veces por minuto en condiciones normales, pero cuando están expuestos a una pantalla, esa cantidad decrece de manera considerable. Entre menor sea el parpadeo, también es menor la lubricación, por ende, hay un riesgo de un síndrome del ojo seco.

Técnicas de descanso

La postura correcta – La postura se ve afectada de una manera importante por el teletrabajo, en particular cuando no hay plena conciencia de esta situación. Una recomendación muy sencilla, es que se mantengan ángulos rectos en cada una de las articulaciones involucradas. Piense en su tronco respecto a los muslos, los muslos respecto a las rodillas y así con las demás partes de su cuerpo.

La regla de 20-20-20 – Es un concepto que los oftalmólogos se encargan de compartir cada vez más con sus pacientes, el cual nos indica que se deben tener descansos programados al teletrabajar con el objetivo de cuidar de la salud visual. En ese orden de ideas, esta es una regla de muy fácil memorización. La propuesta consiste en que existan recreos en el trabajo con pantallas cada 20 minutos. Durante ese tiempo mire hacia afuera o haga una actividad diferente.

Consejos de alimentación

Distancia correcta ante la pantalla – La distancia no siempre se menciona como una variable importante. Recuerde que de acuerdo con lo anterior hay un esfuerzo extra o menor. El cerebro se tiene que encargar de acomodar la imagen para su interpretación. Ahora bien, no es muy sano que la vista tenga que trabajar en estas condiciones por muchas horas. La distancia mínima para la pantalla este 60 cm. Cuando es un teléfono móvil o tableta, es posible pensar en 35 cm.

Regular los reflejos – No se trata únicamente de las pantallas, sino de la radiación de los casos de los dispositivos. Si se ubica el ordenador cerca de una ventana, su ángulo puede provocar que la luz externa sea reflejada. Siempre ubique el ordenador en perpendicular a la luz.